Estás navegando por la librería de textos favoritos de @jestrella04.

Estaciones

por Bryan Thomas hace 2 años

Recuerdo ver nacer de la tierra los colores
el rocío en la flor y la flor en la alegría
los trinos de los bosques cantar a los amores
tu mano temblorosa acercándose a la mía

recuerdo ver al sol levantarse en la mañana
asomando su mirar encima de los techos
y quemando en la playa la espuma meridiana
como quema tu piel recostada de mi pecho

pero la alegría, los colores y la flor
con los...

El universo de mis amores

por Lau Lizardo hace 2 años

Fueron nuestras todas las estrellas
que ocupaban el universo.

Universo que derramaba sobre mis
labios, que mojados al fin, hacían
florecer tulipanes entre mis piernas.

Piernas que nunca fueron firmes
cuando sus manos paseaban por mi
espalda.

Esa espalda que fue tan suya como mía,
es la misma que apuñaló mil veces con
los días de su ausencia.

Ausencia que robó mis despertare...

POLOS OPUESTOS QUE...

por Manuel Rod hace 1 año

Quien hizo coincidir a sima y cima
no sólo se fijó en lo opuesto o distinto,
un Lucifer hace vibrar a Campanilla
y Blancanieves ama a los bandidos

la pitufa descubre un mundo nuevo
desde los hombros del gigante,
la fogata busca al frío más intenso,
Yin y Yang no son casualidades

No por nada los brazos de una hiedra
acarician las paredes del frontal,
una noche enciende mil estre...

Ven

por Wilkin Beltré De Óleo hace 1 año

Ven

Ven aquí
en el silencio de la noche
en medio de la soledad
a la hora en que las paredes
escurren sus fríos miedos
sobre mi lecho
cuando las horas no pasan
y el piso de mi cuarto
se vuelve un profundo abismo.

Ven
y trae en tus manos la paz
con la que calmas mis miedos
cuando mis ganas languidecen
y se ven morir ahogadas
por una feroz angustia;
hazme cerrar los oj...

MANDARINAS

por Margot71 hace 1 año

Me gustan las palabras raras.
Y las mandarinas.
El petricor que desprende
la serendipia cuando asoma.
El fragante y sempiterno estado
de esa soledad
que con su melifluo eco
despierta melancolías
y grita el arrebol de la tarde
cuando cae sin ti.
Y así,
sonámbula en la limerencia
hacia este mundo
que me acoge sin pedirlo,
camino entre la epifanía
de las flores
con la misma sed ...

Y ahora qué

por Surrealismo En Negro hace 9 meses

Y ahora qué
si cañones suenan
como último segundo del terror,
llantos que carcomen tierra
pintada de sangre,
ecos de furia
entre polvo de edificios
que caen como naipes sin ganador.

Y ahora qué
si ventanas lloran
con lluvias de todas las guerras,
ríos circundan
tristezas de nunca acabar,
y al fondo,
lodo es camino sin ilusiones.

Y ahora qué
si tu voz se calla
y mudos susurros
...

Metamorfosis del pensamiento

por Débora Parra hace 5 meses

Inoportuna e impertinente
arribó al centro del páramo que me habita
una
idea
fija
hiperactiva, ejecutora de cabriolas,
así como la tuya, Blas Cubas,
cuando casi te tiras al océano
repitiendo el nombre Marcela,
o como cuando te perforó el entrecejo
el deseo de inventar un medicamento,
un emplasto, vamos, una untura
que aliviase la melancolía.
...

Letras vacías

por Nuria de espinosa hace 3 meses

Esas letras que forjan el verso,
atrapan la estrofa y el universo,
dejan su huella en el poema.

—Letras vacías—

Amarga la pluma que despierta vacía,
y no encuentra el camino de la mirada.

—Sombras—

Es tan amarga la hoja blanca,
cuando contempla la letra
que ni siente ni expresa;
pero si duele la razón
con el corazón
en un punzón,
que ni vive, ni perece.

—Muerte—

A vece...

El profesor

por Débora Parra hace 4 meses

Desde la butaca posterior derecha, y en medio del bullicio de los demás niños, Hortensia no lograba distinguir las palabras que pronunciaba la directora de la escuelita, sin embargo, su cerebro se las ingenió para hacerse con lo esencial del mensaje: Yamil Marín, el hombre de pie junto a la mujer, sería a partir de hoy su maestro. La niña escribió entusiasmada el nombre del profesor en su único cu...

Rompecabezas

por Débora Parra hace 2 meses

Recojo las extremidades
abandonadas en las esquinas del jardín
el tronco
atado al tronco de un árbol
la cabeza erguida en medio del musgo
y una expresión de calma
tatuada en el rostro.

Te construyo
te visto, froto
miel sobre tu cara.

Meto mis dedos en tu boca
busco
en el universo que comiste
y te había hecho reventar
todas las canciones
que oculta tu silencio.

En tu espejo.

por Surrealismo En Negro hace 1 mes

Barcarola,
ombligo de imperio egipcio,
navego piel,
norte, sur,
mi mano clavando
caricia de andes por tus contornos,
hueco de tu pecho
a mis garras,
de tu cuello
a mi sed,
hambre de diez mil lunas
por tus manos que circundan
cada delirio de albas
entre mis sábanas mojadas.
Poesía,
cintura desnuda
con dos esquinas
a mi boca,
espalda
como esfinge
acariciando mi barba
entre mad...

Del centro de mis sombras a la mitad de tus destellos.

por Surrealismo En Negro hace 3 semanas

De la punta de mis dedos
a las cimas de tu pecho,
de mis venas crepitosas
a tu afluente cristalino...

esta y quince vidas más
cubierto de tu sexo y piel de amapola,
luego,
morir en tu boca de néctar
y en trescientos años
de tus silencios.

Del filo de mis manos
a las selvas de tu cintura,
de mis besos
al hueco de tus secretos,
del ruido de mi mente
al regazo de tu vientre...

OTRA COSA

por Ezequiel Martinez hace 2 años

OTRA COSA
(EZEQUIEL MARTINEZ)

Olga Lara es otra cosa,
es la frase de batalla
de una artista de su talla
pues el arte le rebosa.
Y digo en verso, no en prosa:
¡oh qué casta cuando canta!
Su voz a todos encanta,
como el pueblo de sencilla
cual “n” sin virgulilla
aliciente en su garganta

De pluma y letras reales,
bella, ingenua, alegre, gente,
¡y también inteligente!
las notas le ...

Café

por Bryan Thomas hace 2 años

Puse unas semillitas a tostar
hasta tomar de tu piel el color,
tu textura, tu aroma y tu sabor
para que haga espuma en mi paladar.

Y usaré tu ombligo para colar
como greca en tu vientre y su calor
para beberme de a sorbos tu amor
todas las mañanas al despertar.

Y tomaré sin prisa, cada día,
una pequeña taza en compañía
de tus ojos negros, como un ritual.

Tú serás el elixir de mis ...

Mi cielo

por Silvia Luz Jiménez hace 8 meses

En este cielo mío
que aparenta ser cielo
un cielo de crisálidas
de monstruos intestinos
de vermífugas nubes
de grises desatinos
en este cielo mío
faltas tu, corazón:
faltas y no se llena
con nada mi camino.

CALMANTE ESMERALDA

por Ezequiel Martinez hace 2 años

CALMANTE ESMERALDA
(EZEQUIEL MARTINEZ)
Soneto Clásico

Grato brío de iluminado día,
irradiante costado azul turquesa
fulgurante tono de realeza,
intensa y primorosa su osadía

Del verdeazul mi sosiego pendía
del vaivén de espumas con sutileza
marinera y atomizante belleza
mi costa enfría que en soles ardía

Las olas se aquietan para lucir
su desquiciante calmante esmeralda
qu...

El día que viene

por Bryan Thomas hace 2 años

En mi afán de querer volver a verte
procuro dejar la charla inconclusa
un café a medias o alguna otra excusa
a ver si nos une otra vez la suerte.

En tu afán de querer ser libre y fuerte
me dejas una esperanza difusa;
no sé si serás inocente o ilusa
o si al mirarme sufrir te diviertes.

Tu palma abierta mi corazón tiene,
(te lo confirma un temblor y un suspiro)
cual sumiso rendido pris...

Cigüita (Soneto)

por Bryan Thomas hace 2 años

La cigüita posada en el palmero
te canta su merengue suavecito
y te manda un abrazo y un besito
porque sabe lo mucho que te quiero.

La cigüita voló hasta el cocotero
buscó para ti el nido más bonito;
volvió para cantarte, yo lo admito,
porque sabe lo mucho que te quiero.

Y te tejió un vestido de guandul
con algodón fino y de cielo azul
y lo dejó colgar al tendedero:

así espera de ...

Santo Domingo, libre te he soñado (Soneto)

por Bryan Thomas hace 2 años

Santo Domingo, libre te he soñado
y ágil, tal como fuiste concebido,
fuerte, sublime, grande, decidido,
para dar de tu amor y ser amado.

La miseria se cierne y ha empañado
aquel don del que fuiste bendecido
así no germinas, ni has florecido
por la avaricia que te ha gobernado.

No es tu hijo el hombre infame que camina
corrupto sobre tu sagrado suelo
y se hace rico habiéndote humillad...

A las siete cada día (versos octasílabos)

por Bryan Thomas hace 2 años

A las siete ella se marcha
a las siete cada día
va cruzando por la escarcha
y el ocaso en compañía

No es casual que cuando parte
el sol huye detrás de ella
y que el cielo se hace aparte
y que brillen las estrellas

Yo la sigo con los ojos
fascinado por sus pasos
pero el horizonte rojo
me la esconde en un abrazo

No te tardes, noche oscura
date prisa y desvanece
que si veo tu figu...
Página 2
Cargando...

Es una pena, no tenemos más contenido que mostarte.

Es una pena, en este momento no podemos mostrate más contenido.

Poetaínos