Textos en estante

por Nuria de espinosa hace 3 semanas

Nunca serás una flor

Nunca serás una flor
que brille en el jardín
si te rodean flores
podridas de hierbajos
y celosía.

Flores dañinas
y oscuras
que traicionan
el corazón.

Pero tu resplandor
brilla por encima de
todas; crece y cultiva
tus bellos pétalos.

No hay brillo sin amor
ni amor sin brillo,
la inquinia la rechazo
como una flor que abre
sus pétalos al sol.

Seré rosa, jazmín y ...


por Nuria de espinosa hace 2 meses

En el fondo de mi mente

Ayer no era nadie hoy
tampoco lo soy
pero la ataraxia
desvaria la mente
y me lleva a dirigirme
a un lejano horizonte.
Allí, tosco y sombrío
los ángeles lloran el
dolor de la humanidad.
El manto de nubes
plateadas
son oscuras y en la aurora,
finos hilos de seda dorada
se entrelazan entre sí y
forman un arcoiris purpúreo que resplandece en la oscuridad.
Más allá del ...


por Nuria de espinosa hace 2 meses

La Coraza

Recuerdas, amado mio, cuando tu amorio se notaba en tus ojos y también en tus sueños...
No tengo tu amor frío se quedó vacio en la alameda,
que cubrió con reflejos de sol
los álamos.
Ya no miro al horizonte ni recogo flores rojizas, camino por los senderos y arranco de mi mente la remembranza que daña.
Cabalgo por los campos
replican las campanas y en los tejados las chimeneas br...


por Nuria de espinosa hace 3 meses

Desvariando

En enero cae el granizo
todo queda blanco y gélido,
En febrero llega el frío
y el intenso invierno.
En marzo llega la palma
las madrinas y su toquilla
en abril cae la lluvia
y solloza el cielo...
Es tiempo de mantillas
rocío y seguirillas
que suenan al son de las
bailarinas.
Réplican las castañuelas
las coplas por fandango
flamenco y seguirillas....


por Nuria de espinosa hace 4 meses

En mi locura

Cuando el cielo
es gris
mi alma se
vuelve oscura
y abraza la locura.
Cuando el viento
susurra y los
girasoles
miran al cielo,
el sol nace en cada
historia y la luna
brilla, aún más
hermosa.
Y a veces veo un
abismo azulado
pero lejano
y siento que muero
por dentro....


por Nuria de espinosa hace 4 meses

La rotura del alma

El alma llora
cuando está
sumida en la
soledad.

El corazón palpita
inquieto, si anda
tras una llovizna
de soledad.

Llueve y la mente
se quiebra, frente
al despertar que
el desamor tiene
por su soledad.

La noche perenne
quiebra impotente
sobre el vahido que
rechaza la muerte....


por Nuria de espinosa hace 5 meses

No puedo

Si intento coger mi pluma
mis manos se quedan vacías,
temblorosas temen viajar por
veredas a mundos imaginarios
de los que no logre regresar.

Es el ahogo que siento en el
alma que me llena de soledad,
y enturbia mis cinco sentidos
que perplejos mudos están.

Hay caminos oscuros que no
son idóneos para caminar, y
los senderos son más negros
gobernados por la maldad.

La r...


por Nuria de espinosa hace 5 meses

La espera

Recuerdo las mañanas
cálidas, bajo tus brazos
el atardecer y tus besos
el anochecer y tus caricias.

Marchaste un viernes al
anochecer y prometiste
que volverías.

Han pasado los años y
sigo cada día al anochecer
esperándote en el puerto;
con sol lluvia o granizo
confío en tu promesa.

Los surcos que las arrugas
dejan en mi rostro, no impide que coja el bastón y siga e...


por Nuria de espinosa hace 5 meses

Sin Alas

Volar para
quien no
tiene alas,
siempre será
un anhelo.
Las ilusiones
son esas alas
que nos hacen
alzar la vista
al cielo.

Soy golondrina
sin alas
pero vuelo,
alzo las manos
y toco el cielo.

Lance un beso
al viento
abrí los brazos
al cielo
la lluvia cubrió
los campos
baño casas y
parques
y el almendro
floreció sereno.

La senda acendrada
de l...


por Nuria de espinosa hace 6 meses

La tristeza no se alejaba

Una mañana de

otoño

el cielo se tornó

gris.

Sentí la soledad

cubrir mi rostro

pero no se alejaba

de mí.

Le diré a la

tristeza que la

ignoro...

Quizás se aleje

de mi.

Remembranzas y

pesares

en la aurora cobriza

que la mirada de la

melancolía

deja la niebla salir....


por Nuria de espinosa hace 6 meses

Quizás Mañana

Si intento caminar entre montañas dejaré que
la yerba crezca por la ladera,
que los rayos de sol penetren por la arboleda
junto al resplandor del arcoíris
y el canto de las cigüeñas.

Caminaré firme y constante,
como un colibrí en su aleteo
sin brisa, ni viento,
y que solo me acompañe la paz y el silencio.

Y al amanecer cuando
el sol se ponga sobre el horizonte y un aurea de...


por Nuria de espinosa hace 6 meses

Durante el otoño

Intento caminar entre montañas y dejar que
la yerba crezca por la
ladera, que los rayos de
sol penetren por la
arboleda junto al resplandor del arcoíris y el canto de las cigüeñas...

Camino firme y constante,
como un colibrí en su aleteo
sin brisa, ni viento,
acompañada por la paz y el silencio.

Y al amanecer cuando
el sol se pone sobre el horizonte y un aurea de luz blan...


por Nuria de espinosa hace 6 meses

La Lluvia

Amanecía lloviendo
y lloraba mi alma
con la lluvia
que lo empapaba todo.

Una cruel borrasca
inundaba la soledad
y aquellos sentimientos
más secretos y profundos.

Observé la lluvia
rugir en mis entrañas
rompiendo hilo a hilo
la tela que me resguardaba.

Al fin Amanecía
lloviznando en el pasado
y una suave brisa
aclaró los nubarrones.

El engranaje de la maraña
verde es...


por Nuria de espinosa hace 6 meses

Qué sabe nadie

Qué sabe nadie cuál es mi

pensamiento, mi sentimiento.

No te he olvidado, y hoy;

solo queda la esperanza

que el tiempo nos permita

reencontrarnos...

Fuiste para mí como un

volcán que abrasa todo

cuanto toca...

Cómo olvidar tus palabras

de amor, tu llanto cuando

me decías que nunca amaste

así; palabras que se clavaron

en mi alma como una daga
...


por Nuria de espinosa hace 6 meses

El reloj de la vida

Cada noche la melancolía me arranca un lamento que se convierte en sinfonía.
Como una melodía que irrumpe entre los sueños de una opresiva tristeza.
No sé si el tiempo forjó profundas grietas o si tal vez es mi alma quién se inquieta; pero si sé que no puedo escuchar a la nostalgia, ni dejar que la música que armoniza el viejo piano de la vida, siga tocando como un claustro de voces q...


por Nuria de espinosa hace 6 meses

Dime tú poeta

No encuentro la palabra
que con el pensamiento
pueda expresar en el papel
qué escribo y lo que puedo
contar.

El arroyó purpúreo de
marañas efimeras
gotea sin cesar.

El equilibrio entre el sentido
y el sin sentido, parece utópico; casi desvanecido.

Pocos poetas encuentran en los versos las palabras más extraordinarias
que el sentimiento logra expresar.

Convergen sobr...


por Nuria de espinosa hace 7 meses

Anclada en el ayer

Entre las paredes de mi habitación, juré olvidarte
entre sábanas blancas de
algodón.

Mi corazón quedó varado
en el pozo de los murmullos
que las lenguas del pasado
surcan los ríos desolados.

La catarsis se llevó mi alegría
y dejó la tristeza de un alma herida, en silencio despedida
y el viento arrastra cansada.

El ayer no dejó paso al sedal del anzuelo presente, qu...


por Nuria de espinosa hace 7 meses

A veces

A veces, recorrí caminos lejanos en un castillo de cristal que el espejismo de los años
se llevó como un vendaval.

La tortura de mi condena
la oculté sobre palabras calladas. Llegaba la noche y tras ella un nuevo amanecer.

La poesía daba paso a nuevas letras coji una pluma y un papel y mi fantasía florecia entre piedras de algodón que adornaban el sol.

Los susurros se entrela...


por Nuria de espinosa hace 7 meses

Cuando aún queda amor

La lluvia, que baña
la rosa...
De pétalos rojos
y suave aroma.

La lluvia, que a las
plantas calma la
sed...
Y los niños en sus
charcos saltan.

Lluvia, agua clara
serena y alada
que riega los ríos
y se viste de gala.

Quizás sean tus
pensamientos,
que por la noche se desahogan o quizás
sea mi llanto.

La lluvia cae sobre la tierra,
oprime mi pena y
riega los sue...


por Nuria de espinosa hace 7 meses

El destino

La existencia de la
vida como un pintor
infatigable,
plasma pinceladas
de un profundo
gris oscuro.
La esencia escogida
al azar, apacigua
el espejismo tenaz
de los perseverantes
en el tiempo. 
El anochecer
resplandece entre
luces y sombras
y el reflejo de la luna
sobre las aguas de los
océanos, alumbra
el camino feliz de los
enamorados.
No hay atajos, ni siquiera
el silenci...

Página 1